La cavitación como alternativa a la liposucción | cavitacionlife.com La cavitación como alternativa a la liposucción | cavitacionlife.com

La cavitación como alternativa a la liposucción

En el mundo de la estética y de la belleza, la cavitación se ha convertido en el tratamiento estrella a la hora de acabar con la celulitis tanto en mujeres como en hombres, que cada vez se preocupan más del cuidado de su estética. Una técnica en la que no hay que pasar por quirófano, ni recibir ninguna asistencia médica ni nada parecido. Basta con acercarte a tu centro de estética y belleza más cercano y recibir un tratamiento en varias sesiones. Una vez acabado, no habrá ni rastro de celulitis.

La cavitación como alternativa a la liposucciónLa cavitación es un tratamiento muy efectivo que consiste en un sistema de ultrasonidos con baja frecuencia que actúan de manera directa en los líquidos del cuerpo humano, produciendo unas pequeñas burbujas que ejercen una presión hasta que estallan impactando directamente contra las células adiposas o adipocitos, tratando de eliminarlos de forma definitiva. Estas células las eliminamos de nuestro organismo de forma natural a través del sistema linfático, dirigiéndose hacia el hígado hasta ser expulsadas por medio de la orina.

Las sesiones duran aproximadamente una hora, y suele bastar con unas 15 sesiones. Y es recomendable antes de comenzar el tratamiento, habituarnos a llevar una dieta equilibrada acompañada de algo de ejercicio para tratar de perder algo de peso y aligerar la grasa a trabajar. Así como beber un mínimo de dos litros de agua al día.

Esta técnica ha alcanzado un gran éxito tanto en Europa como en el mundo entero, porque es una técnica indolora que ofrece los mejores resultados sin pasar por el quirófano, por lo que es cómo realizarse una liposucción sin cirugía, pero sin tener que pasar el mal trago de someterte a una operación.

Se aplica de forma directa en la zona abdominal, además de glúteos, piernas y otras zonas posibles. Aunque es un tratamiento que normalmente va acompañada por la presoterapia,  otra técnica que ofrece unos resultados similares, basada en realizar un masaje que nos ayude a que la sangre drene más fácilmente y que podamos eliminar las  grasas de un modo natural. Además, también la podemos acompañar de varios productos de cosmética diseñados especialmente para ello, reafirmando la piel y dándola la suavidad que deseábamos.

Definitivamente, la cavitación es la auténtica alternativa a la liposucción, ya que ofrece los mismos resultados entre los que hay que destacar la rápida pérdida de peso desde el momento en que comenzamos a recibir el tratamiento. De hecho, está comprobado que se puede llegar a perder hasta tres tallas de ropa.

Aunque sin ninguna lo mejor de esta nueva técnica es su precio, mucho más económico que una liposucción o que cualquier tratamiento que recibamos a través de un quirófano. De modo que si no estás a gusto con tu cuerpo y quieres perder esos kilos de más, en la cavitación puedes encontrar la solución.

¿Te ha resultado útil ésta información?, si crees que sí, compártela por tu canal favorito en los enlaces de abajo (Facebook, Google +, Twiter,…)