¿Puede aplicarse la cavitación estética durante el embarazo?

Cavitacion estetica y embarazo

¿Cavitación estética durante el embarazo ? La tecnología ha invadido todos los campos de la ciencia, de la medicina en especial y en gran medida el ámbito de la estética.  La grasa localizada siempre ha sido un dolor de cabeza para las mujeres (y hoy en día también para los hombres), por lo que se han lanzado al mercado todo tipo de productos, cirugías y técnicas dedicados a combatirla, una de ellas es la cavitación estética.

En qué consiste de manera específica esta técnica dedicada a atacar el problema de estética que genera más preocupación en muchas mujeres y hombres e incluso a los que gozan de buena salud, buena figura, peso ideal pero quieren lucir mejor sin presencia de grasa ni de celulitis, lo primero a saber es que no es una cirugía invasiva.

La cavitación estética es una técnica que utiliza el ultrasonido, transmitido a través de un gel conductor interpuesto entre la piel y una máquina de cavitación y, por medio de masajes con presión alternativa (Presoterapia), en la zona afectada, trata de estimular la expulsión de la grasa acumulada, la cual de forma natural es desechada por el cuerpo a través de la orina, dejando a los tejidos afectados libres de grasa sin tener que recurrir a cirugía o liposucción.

Es un buen recurso de la medicina estética puesto en marcha en Italia desde el 2005, casos normales de mujer sana y sin ninguna complicación de salud que al aplicarle secciones continuas de cavitación estética o ultrasónica durante ocho a doce semanas, logran resultados evidentes y positivos en el cambio que se quiere tener en la disminución de la adiposidad localizada y en la expulsión de la grasa. Hoy en día la técnica se ha perfeccionado y, mediante la disminución de la frecuencia de trabajo, se produce una mayor pérdida de tejido adiposo (ultracavitación)

Técnica estética recomendada para mujeres y hombres de todas las edades

Cada una de estas sesiones de adelgazamiento tarda unos cuarenta minutos y muchas veces los acompañan de otra técnica de belleza como es el drenaje linfático, con lo que aseguran mejores y más rápidos resultados. También es interesante someterse a sesiones de radiofrecuencia, pues permiten que la piel flácida que queda tras el tratamiento, vuelva a la tersura original. Es necesario tomar mucha agua antes y después de cada terapia a fin de contribuir a la expulsión de la grasa.

Otra de las singularidades de esta técnica es que, además de su proliferación en centros de tratamientos de belleza, se puede realizar la cavitación estética en casa, para lo que existen aparatos de uso doméstico de cavitación ultrasónica, los cuales también gozan de preferencia por parte de las mujeres y hombres (véase cavitación estética en los hombres) que se preocupan y ocupan de tratamientos para mejorar la apariencia física.

Recomendaciones sobre la cavitación estética durante el embarazo

En todo caso es bueno destacar que de forma resumida este procedimiento se basa en la aplicación de ultrasonido de forma directa sobre la piel, por lo que estas ondas de calor inciden en las grasas rompiéndolas y provocando su eliminación por vía del sistema linfático del cuerpo.  Sin embargo, ¿puede aplicarse la cavitación estética durante el embarazo? ¿Qué contraindicaciones tiene la cavitación estética?

Aplicación de la cavitacion estetica en fase gestante

Lo primero que hay que decir es que ante la menor sospecha de un embarazo hay que tomar todas las precauciones posibles para asegurar en primer lugar la salud de la futura madre y de su bebé.  Es decir, la mujer embarazada tiene que comprender que su cuerpo está cambiando y que no vale la pena someterse a riesgos innecesarios a toda costa.

Los médicos y sobre todo los ginecólogo-obstetras no recomiendan la práctica de la cavitación estética durante el embarazo, pero se han presentado casos de futuras madres que sin saber que están esperando un bebé se han sometido a este tipo de procesos y  los niños han nacido sin ningún inconveniente y con perfecta salud.

Es importante señalar que cada mujer y cada embarazo tienen sus propias particularidades y su propio proceso de desarrollo, por lo que también se han presentado casos de mujeres embarazadas que no aceptan este tipo de tratamiento, por lo que los expertos en la gestación recomiendan esperar a que se dé a luz para evitar complicaciones.

Véase también: